Tarta de queso y leche condensada

martes, 19 de septiembre de 2017

Me gusta ir al supermercado y leer las etiquetas de los productos que compro. Lo hago desde siempre y ahora que le he declarado la guerra al aceite de palma, pues con más motivo. En una de mis visitas, pasé por el estante de la leche condensada y vi en el envase una foto de una tarta de queso, que decía cómeme....La receta era muy sencilla, así que fue directa a mi cesta. Las recetas que aparecen en las latas de leche condensada vienen con la "denominación de postres en cinco minutos"y de momento la tarta de queso cumple lo que promete. Se prepara en un momento y está buenísima. Os animo a prepararla. Copio la receta tal cual viene en el envase.

Nos ponemos delantales y ¡a cocinar!

Ingredientes

1 bote pequeño (370 g) de leche condensada.
250 g (1 tarrina) de queso blanco cremoso para untar.
1 yogur natural.
3 huevos L.
2 cucharadas de harina.

Preparación

Precalentar el horno a 180ºC.

Batir los huevos en un bol y agregar la leche condensada, el queso, el yogur y mezclarlo hasta conseguir una mezcla homogénea. Espolvorear las cucharadas de harina y mezclarlo bien.

Verterlo en un molde redondo, previamente engrasado de unos 22 cm y cocerlo en el horno durante unos 25 minutos aproximadamente y esté cuajado.

Dejarlo enfriar en la nevera y servirlo con  mermelada de fresa o con la que más os guste. Si optáis por la de fresa, pinchando aquí podéis encontrar también la receta para hacerla casera.