Cupcakes de coco

martes, 19 de abril de 2016

Con motivo de mi aniversario he querido sorprender a Ismael con unos ricos cupcakes de coco. Hubiese querido hacer una supertarta de fondant de esas que le encantan, pero la pitufina de la casa no me deja tiempo para modelar, así que este año se ha tenido que conformar con menos.

Ya os he hablado en otras ocasiones de uno de mis libros favoritos, el libro de la pastelería  Humminbirg, una maravilla, con unas recetas deliciosas y que además si las sigues al pie de la letra siempre salen perfectas.

En casa nos encanta el coco, así que me decanté por estos cupcakes (podéis ver todas las recetas con cupcakes que tenemos pinchando aquí). La receta original ponía piña en la base del molde, pero yo he preferido hacerlos sólo de coco. El buttercream lo he teñido de rosa porque es como más amoroso ¿no os parece?.

En otra ocasión para estos cupcakes opté por hacer una decoración simple  pero bonita con fondant como podéis ver en la foto. En vez de decorarlos con buttercream. El fondant blanco es de coco también del aldi, que está riquisímo. Las flores las hice tiñendo ese fondant con colorante rosa y verde de Wilton y usando una plantilla de flores que compré en Aliexpress.
Espero que os valga la idea y deis una sorpresa a alguien :)

Ingredientes ( para 8 cupcakes):
120g de harina.
140g de azúcar
1 ½  cucharaditas de levadura química.
Una pizca de sal.
40g de mantequilla a temperatura ambiente.
120ml de leche de coco.
½ cucharadita de extracto de vainilla.
1 huevo L.
Coco rallado para decorar.

Para el glaseado de coco:
250 g de azúcar glass tamizado.
80 g de mantequilla a temperatura ambiente.
25 ml de leche de coco.

Preparación:

Cupcakes:
Precalentamos el horno a 170ºC.

Tamizamos la harina con la levadura y la sal. La ponemos en un bol y mezclamos con la mantequilla con ayuda de una batidora eléctrica de varillas a velocidad lenta hasta que esté todo bien mezclado y tenga textura granulosa.

Mezclamos en otro cuenco  la leche de coco y extracto de vainilla, se lo añadimos a la mezcla anterior y batimos a velocidad media hasta que esté todo bien integrado.

Añadimos el huevo y seguimos batiendo rebañando con una espátula para despegar lo que quede en los bordes.

Vertemos la masa en las cápsulas de cupcakes ( las llenamos 2/3 de su capacidad) y horneamos 20-25 minutos hasta que estén dorados y al pinchar con un palillo salga limpio.

Dejamos enfriar unos 10 minutos en la bandeja de hornear los cupcakes y posteriormente los dejamos enfriar por completo sobre una rejilla.

Glaseado:
Para el glaseado, batimos el azúcar glass tamizado con la mantequilla con una batidora de varillas a velocidad media hasta que se integre bien. Bajamos la velocidad y añadimos poco a poco la leche de coco. Una vez que se ha incorporado bien subimos la velocidad y batimos durante 5-10 mimutos hasta que el buttercream adquiera una textura blanca, ligera y esponjosa.

Vertemos el glaseado en una manga y decoramos al gusto con la boquilla que más nos guste. Yo usé la 1M.

Espolvoreamos un poco de coco rallado y listos.

Espero que os hayan gustado, porque a Ismael le encantaron, se comió 4 de una vez…