Lasaña de jamón y queso

miércoles, 29 de abril de 2015

Hola,

La receta de hoy me transporta a mi infancia, una de esas recetas que te traen tantos recuerdos nada más pegarle el primer mordisco... Aunque no es la auténtica receta de "lasagna" italiana (de dónde proviene), es la receta de mi madre ,que sea mejor o peor que otras, a mi me encanta, por lo que la comparto con vosotros.

Existen muchas variantes de lasaña, que dependerán del contenido entre las láminas de pasta y bechamel. En este caso, será la lasaña de jamón de york y queso.

Nos ponemos delantales y ¡a cocinar!



Ingredientes (para 4 personas) 

Un paquete de 20 láminas de pasta.
18 lonchas de jamón de york (las nuestras eran cuadradas, tipo sandwich).
9 loncha de queso(las nuestras eran cuadradas, tipo sandwich).
Tomate frito casero.
Queso emmental para gratinar.

Para la bechamel:
3/4 litro de leche.
5 cucharadas de harina.
3 cucharadas colmadas de mantequilla.
Sal.

Preparación

Coceremos las placas de lasaña según las indicaciones del paquete. Yo uso las de la marca Gallo.

Una vez que tengamos la pasta hervida, la metemos en agua fría con un escurridor. Reservamos.

Bechamel:
Se echan 3 cucharadas colmadas de mantequilla en una cacerola. Una vez que la mantequilla está derretida en la misma, se echan 5 cucharadas de harina y se le va dando vueltas para que la harina se vaya friendo y no sepa cruda. Se va agregando la leche progresivamente para que la masa no quede con grumos. Una vez que no tiene grumos, seguimos echando leche. Se le agrega sal al gusto. Si la bechamel sigue espesa, seguiremos echando leche hasta que quede más clarita, de todos modos, dejar la bechamel más clara o más espesa va en gustos.

Montaje:
En la bandeja de horno, iremos poniendo capas encima de otras hasta casi llenarla.

Se pone primero una capa fina de tomate frito casero. A continuación, pondremos encima la pasta extendida, la capa de jamón de york , la capa del queso de lonchas, finalizando con una capa de bechamel.

Para que os hagáis una idea de las proporciones en cuanto al jamón y queso a usar, en cada capa, ponemos 6 lonchas de jamón de york y 3 lonchas de queso partidas a la mitad.

Repetimos el proceso 2 veces más, es decir, capa de tomate frito, capa de jamón de york, capa de  queso y capa de bechamel.

Por último, echamos encima queso para gratinar. Metemos en el horno hasta que quede gratinado.

Detalle del gratinado.


Mousse de yogur con coulis de fresa

lunes, 27 de abril de 2015

Buenas a todos nuestr@s amig@s,

Terminamos el fin de semana y no queda más remedio que empezar a trabajar :(. Ya no apetece meterse mucho tiempo en la cocina, así que para no complicarnos mucho la vida tenemos una mousse de yogur ideal para comer en diario o para invitados, ya que como véis en la foto, si la "vestimos", queda muy resultona.

Nos ponemos delantales y ¡a cocinar!


Ingredientes

Para la base:
70 g. de galletas tipo digestive.
50 g.  de mantequilla en pomada.

Para la mousse:
150 g. de yogur griego.
200 g. de nata para montar.
50 g. de miel.
1 hoja de gelatina.

Para el coulis de fresas:
125g de fresas.
62 g de azúcar.
1/2 cucharada de agua.

Preparación

Base:
Cubrimos un plato de fondo plano con papel de horno y colocamos encima cuatro aros de emplatar de 7 cm de diámetro. Para hacer la base, mezclamos las galletas trituradas con la mantequilla y las repartimos entre los aros, presionando para que quede una base de galletas compacta.

Mousse:
Montamos la nata y reservamos en la nevera.

Hidratamos la hoja de gelatina en agua fría durante 10 minutos. Calentamos la miel y cuando comience a burbujear la retiramos del fuego. Escurrimos un poco la gelatina y añadimos la miel caliente mezclando para que se derrita e integre. Agregamos la miel al yogur, removiendo para que quede uniforme.

Incorporamos el yogur a la nata y mezclamos con movimientos suaves para que no se baje.

Repartimos la mousse y dejamos reposar en la nevera al menos 8 horas.

Coulis:
Para darle más sabor a la mousse, con un toque afrutado, y que también nos vale para decorar el plato, haremos un coulis de fresa. Podéis hacer el coulis siguiendo esta receta (pulsa aquí).

Podéis hacer el coulis que queráis y guardarlo en la nevera, aguanta bastante tiempo.

Sólo tenía un aro de emplatar, así que el resto lo hice en vasitos de cristal.  Espero que os haya gustado la receta.


Fuente: Revista Sal y pimienta verano 2013.

Papas arrugás con mojo picón

viernes, 24 de abril de 2015

Buenos días,

La semana pasada estuve viendo fotos del primer viaje que hicimos Isma y yo a Canarias (concretamente a Lanzarote y Fuerteventura) y de los buenos platos típicos que comimos allí. Si hay una receta por antonomasia de las Islas Canarias, éstas serían sin duda las “papas arrugás con mojo picón”, uffff, buenísimassssss!!!

Se llama papas arrugadas o “arrugás” a un modo de cocinar las patatas en las islas Canarias. Para ello, se utilizan patatas de la zona, la mayoría provenientes de la isla de Tenerife (papa bonita, papa torrente, papa borralla…). Como característica principal de estas patatas tenemos que son pequeñitas y sabrosas.  

Estuve buscando esos tipos de patatas en el Corte Inglés, pero no las encontré, así que hice la receta teniendo en cuenta los consejos que he encontrado en internet para “simular” las papas arrugás, que aunque no es lo mismo que lo que sería la receta tradicional o auténtica, quedan muy parecidas. Para ello, debéis comprar unas patatas pequeñas (tipo guarnición) para que se asemejen al máximo a las de la receta. El secreto de la receta será el “arrugao” de las papas.

La otra parte de la receta, la salsa, también es típica canaria. La podéis comprar hecha (ésta la encontraréis en muchos supermercados) o hacerla vosotros mismos. En nuestro caso, la hicimos "a medias", ya que la última vez que fuimos a las islas (a Tenerife), compramos el “preparado” para mojo (que básicamente es pimienta seca, que dependiendo del número de “granillas” que tenga será más o menos picante) , al que sólo hace falta añadir una serie de ingredientes.

Ingredientes

1 kg de patatas.
250 g de sal gorda.
Sal de mesa.
Pimienta.


Para el mojo picón rojo:
Preparado para mojo picón (que lleva pimiento rojo, ajo y comino).
Aceite de oliva.
Agua.
Vinagre de vino.


Preparación
Papas arrugás:
Lavamos bien las patatas y las ponemos en una cazuela grande con un litro de agua. Añadimos un puñado de sal gorda . Podemos seguir la siguiente regla, añadir la cuarta parte del peso de las patatas que vamos a cocer. Si cocemos un 1kg de patatas, pondremos 250 g. de sal.



Dejamos hervir unos 30 minutos a fuego bajo, de todos modos, para ver el tiempo exacto, vamos pinchando de vez en cuando las patatas con un tenedor para hasta que estén blandas (pero que no queden como puré...). 

Cuando estén tiernas, retiramos el agua que quede de la cazuela, la ponemos de nuevo en el fuego y esperamos hasta que las papas queden secas. Veréis que se ponen blancas y arrugadas por la costra de sal residente. 

Mojo picón rojo:
Como he dicho antes, en nuestro caso compramos el preparado para mojo, para lo que sólo tienes que agregar los ingredientes que indica el paquete.

El preparado que nosotros compramos eran 75 gramos. Ese preparado está hecho a base de pimiento rojo, ajo y comino.

Si usáramos todo el preparado, tendríamos que mezclarlo en un vaso de batidora 500 ml de aceite, 400 ml de agua y 100 ml de vinagre. Batiríamos hasta que quedara la mezcla homogénea y listo. Usarlo todo es mucho, en nuestro caso usamos 1/5 del contenido y nos salió la cantidad que podéis ver en el vaso, que es bastante.
Si queréis hacerlo en casa sin tener ese preparado, es decir, hacer el mojo desde 0, podéis hacerlo de la siguiente manera, que me pareció bastante correcta:
Freímos los dientes de ajo con piel y todo en aceite de oliva. Cuando estén dorados los ajos los retiramos del apite y les quitamos la piel. Reservamos.
En el mismo aceite, echamos pan en trocitos pequeños hasta que queden dorados. Retiramos el pan y lo ponemos con los ajos.
En un bol, echamos el aceite sobrante de los ajos y el pan frito. También añadimos los cominos (mejor molidos), el pimentón, la sal, la pimienta y la cayena. Echamos un poco de agua y batimos todo hasta que quede una pasta como de puré.
Lavamos los pimientos morrones e incorporamos con el aceite, vinagre y un chorrito de vinagre de Módena (para dar color)  al recipiente anterior. Pasamos todo por batidora. Probamos el mojo y si hace falta añadimos sal.

Nota: No os preocupéis por hacer más mojo de la cuenta, ya que os vale para muchas elaboraciones, no sólo estas papas y además se puede congelar.


Lanzarote-Laguna de los Clicos

Lanzarote-Parque Nacional Timanfaya

Bacalao glaseado con ali oli

martes, 21 de abril de 2015

Buenos días,

La entrada de hoy es muy especial, ya que es uno de los platos que degustamos en nuestra feliz boda. Desde el día de la degustación de nuestro menú, quedamos encantados con este plato, ya que era una manera diferente de comer bacalao y el glaseado le daba un toque especial.

Nos ponemos delantales y ¡a cocinar!


Ingredientes (para 2 personas)

Lomos desalados de bacalao.
Un chorro de aceite.

Para el ali oli:
1 huevo.
1 vaso de aceite de oliva.
2 dientes de ajo.
Sal.
Unas gotas de vinagre o limón.

Para el fondo:
Tomate casero.
Patatas cortadas en láminas( opcional).

Preparación

Fondo del plato:
Cortamos la patata en rodajas de unos 0.5 cm , las pintamos con aceite de oliva y las salpimentamos.
Cubrimos el fondo de la cazuela de barro y horneamos durante 15 minutos. Añadimos una capa generosa de tomate y reservamos.También podeis freir las patatas en lugar de hornearlas y colocarlas una vez fritas en el fondo de la cazuela con el tomate.

Papillote de bacalao:
A continuación, se cortan los lomos de bacalao en trozos para una ración (unos 200 g.). Se ponen sobre papel de aluminio. Echamos un chorrito de aceite. Los envolvemos cerrando bien los bordes para que no pierdan el jugo y se ponen en la bandeja del horno. El horno debe estar precalentado. Dejaremos el bacalao a 230ºC unos 8-10 minutos, dependiendo siempre de lo gruesos que sean los lomos de bacalao.

Ali oli:
Mientras se va haciendo el bacalao, preparamos el ali oli. Lo haremos con batidora de mano. Ponemos en el vaso de la batidora el huevo, la sal, los dientes de ajo (cortados en 3 o 4 trozos), el vaso de aceite y el zumo de limón o vinagre. Metemos la batidora hasta el fondo y sin moverla la ponemos al máximo.

Cuando se vea el fondo ligado y que empieza a subir , movemos lentamente el brazo hasta que este incorporado todo el aceite.

Seguimos batiendo,  ahora subiendo y bajando un minuto. De ese modo, ya tenemos preparado ( y sin cortarse el ali oli).

Horneado:
Abrimos los papillotes y pasamos el bacalao al recipiente de barro que ya tiene el fondo de tomate y patatas. Cubrimos el bacalao con el ali oli y lo ponemos a gratinar en el horno hasta que quede dorado y con una capita crujiente.

Servimos bien caliente.


En el baile de nuestra boda.

Mug cake de limón (microondas)

lunes, 13 de abril de 2015

Buenos días,

Sólo hace falta echar un ojo a las webs y blogs de cocina para ver que los Mug Cakes están de moda. Os preguntaréis, ¿qué es un Mug Cake? Pues no es ni más ni menos que un bizcochito que se elabora en taza en pocos minutos y al microondas, ideal para visitas improvisadas o simplemente cuando te apetece un bocado dulce. Se hace en muy pocos minutos y al microondas, ¿qué más se puede pedir?

Dando una vuelta por un centro comercial vimos un libro de Mug Cakes muy completo (no recuerdo el nombre), así que ojeamos unas cuántas recetas. La de hoy, es ideal para los amantes del sabor cítrico, ya que tiene un intenso sabor a limón, así que, nos ponemos delantales y ¡a cocinar!



Ingredientes (para 1 taza de 230 ml)

1 cucharada y media de mantequilla.
2 cucharadas de azúcar blanco.
1 huevo.
1 cucharadita de zumo de limón.
Piel rallada de medio limón
1 cucharada de harina de trigo.
1/4 de cucharadita de levadura.
1 cucharada de harina de almendra.

Preparación

Derretimos la mantequilla en el microondas y la mezclamos con el azúcar. Batimos con un tenedor para luego mezclar también el huevo y la cucharadita de zumo de limón.

Batimos de nuevo y añadimos sucesivamente la harina de trigo, la harina de almendra y la levadura. Iremos mezclando todo poco a poco y batiendo para que no se formen grumos.

Finalmente, añadimos la piel rallada del limón y metemos el mug cake en el microondas durante un minuto y medio. En mi caso, lo metí 2 minutos, ya que cada microondas es un mundo y el mío en 1 minuto y medio no estaba hecho. Para ver qué tiempo os va mejor, podéis hacer la prueba del palo (meter un palo en el centro del bizcocho y si sale seco es que ya está hecho).

Dejamos enfriar y ¡¡¡listo para comer!!!

Si queréis decorar el mug cake, le podéis poner por encima ralladura de limón o hacer un glaseado. Yo hice un glaseado de limón. Para ello, mezclé azúcar glas con limón (yo lo hago a ojo, pero podéis partir de 2 cucharadas de azúcar y 2 de zumo de limón hasta conseguir la consistencia deseada añadiendo unas gotas de agua si fuera necesario).


Quiche Lorraine (quiche de beicon y queso)

jueves, 9 de abril de 2015

Buenas a tod@s,

La receta de hoy tiene aroma internacional. Se trata de una quiche, proveniente de la cocina francesa. La receta original nació en la región de Lorena, por ello el nombre de "Quiche Lorraine".

Se trata de una tarta salada abierta elaborada con pasta brise ó quebrada sobre la que se vierte un preparado de crema a base de huevos, mantequilla y nata. Sobre esa base, que es la receta original, han ido surgiendo variantes, como añadir queso (quesos que funden bien como gruyère, emmental) o añadir beicon y demás, aunque si somos puristas, dentro de la cocina francesa, depende de lo que agreguemos, se convierte en una quiche "Vosgienne" ( de la región de los Vosgos, es la que lleva queso) ,"Alsacienne" (de Alsacia, lleva cebolla frita) o "tarte tourangelle" (si añadimos beicon, panceta o jamón)...

Sin entrar más en detalles sobre nombres, una de mis favoritas, llamémosla como queramos, es la de beicon y queso emmental. La pasta quebrada la he hecho siguiendo la receta de Le Cordon Bleu y me quedó buenísima. Esta quiche es igual a la que probamos en la bonita ciudad de Avignon. Fue en Enero de 2010, con una ola de frío impresionante, para lo que la quiche nos vino muy bien, ya que nos dio una inyección de calorías que nos animó a visitar entre otros el precioso Palacio de los Papas de esta ciudad.


Ingredientes

Para la pasta quebrada:
200g de harina.
1/2 cucharada de sal.
100 g de mantequilla.
1 huevo ligeramente batido.
2 cucharadas de agua.

Para el relleno:
200 g de beicon ahumado
200 g de queso enmental.
200 ml de nata para cocinar
100 ml de leche.
4 huevos.
Sal y pimienta negra molida.

Preparación

Pasta quebrada:
La pasta quebrada se ha de trabajar en un lugar fresco y con los ingredientes bien fríos. Se debe de manipular lo menos posible porque si no la pasta no subirá.

Tamizamos la harina y la sal en un cuenco. Frotamos la mantequilla con la harina hasta que esté bien incorporada, es decir, cuando la mezcla tenga el aspecto de migas de pan.

Hacemos un agujero en el medio de la mezcla y añadimos el huevo y el agua. Amasamos bien hasta que estén todos los ingredientes bien ligados. Hacemos una bola con la masa, la envolvemos en un film y la enfriamos mínimo 30 minutos en nevera. Meter también en la nevera el molde en el que vamos a hacer la quiche.

Para forrar el molde extendemos la pasta formando un círculo 5 cm más grande que el molde. Enrollamos de forma holgada la pasta alrededor del rodillo y la desenrollamos sobre el molde.

Presionamos la pasta sobre el fondo y las paredes del molde con un bola pequeña obtenida de la masa restante.
Cortamos la pasta sobrante pasando el rodillo por el borde del molde presionando firmemente con la mano.

Pinchamos bien toda la masa con un  tenedor y ponemos sobre la base del molde un papel vegetal el que cubriremos bien de judías o lentejas para que haga peso y no suba la masa al hornearla. Hornear con el horno precalentado a 190ºC durante 15 minutos. Mientras se hornea, vamos preparando el relleno.

Relleno:

Cortamos el beicon y lo sofreímos en una sartén. Reservamos sobre un papel absorbente.

Batimos la leche y la nata y salpimentamos al gusto. Mezclar con el beicon y el queso.

Echamos sobre el molde la mezcla y horneamos a 180ºC durante 20-25 minutos.

Palacio de los Papas en Avignon

Tarta mousse de fresa

lunes, 6 de abril de 2015

Buenos días a tod@s,

La publicación de hoy es especial, ya que es una Tarta de mousse de fresas para celebrar el nacimiento de nuestra hija Daniela el pasado Miércoles 1 de Abril. La pequeñaja se hizo de rogar, pero al final nació por parto natural en 25 minutos....madre mía, que rápidez, casi tanto como lo que se tardan en hacer las recetas del blog...en fin, que casi se le cae la nena por el camino...Ya tenemos minichef para el futuro, así que la iremos enseñando poco a poco el arte culinario, al menos cuando pueda mantener la cabecita derecha :p.

Mónica aún se encuentra convaleciente, así que por un tiempo Ismael es el dueño y señor del blog y por lo tanto se hará cargo de las publicaciones.

Bueno, a lo que vamos. Esta tarta es de una elaboración muy sencilla. La base la podéis preparar del tipo de galletas que más os gusten, por ejemplo Oreo, María...o emplear una base de bizcocho, las combinaciones son infinitas. No os preocupéis por hacer una tarta grande, ya que es muy suave y podréis comer unas buenas raciones sin problemas, así que no os durará mucho en la nevera.



Ingredientes

Para la base:
30 gramos de mantequilla sin sal.
100 gramos de galletas tipo "digestive".
2 cucharadas de mermelada de frambuesa.

Para la mousse:
400 gramos de fresas.
150 gramos de azúcar.
250 gramos de queso mascarpone.
500 ml. de nata.
2 cucharadas de queso tipo "philadelphia".
6 hojas de gelatina.

Molde redondo de 20 cm.

Preparación

Base:
En primer lugar engrasamos el molde con mantequilla y los forramos con papel vegetal.
Trituramos las galletas, para ello  metemos  las galletas en una bolsa de tipo zip y aplastamos bien con un rodillo de amasar.

Derretimos la mantequilla en el microondas (en el mío lo hago con la función de descongelar, para evitar que se queme) y la mezclamos muy bien con la galleta molida, hasta que quede bien integrada.

Cubrimos la base del molde aplastando muy bien la galleta con ayuda de una cuchara o con la mano, que es como mejor queda. Echamos dos cucharadas de mermelada y la extendemos por encima con una espátula o cuchara. Metemos en nevera para que se endurezca.

Mousse:
Añadimos el azúcar a las fresas y las dejamos al menos un par de horas macerando.

Hidratamos las hojas de gelatina en agua fría.

Batimos el queso mascarpone hasta que esté cremoso.  Montamos la nata con un par de cucharadas de queso tipo philadelphia.

En un cazo calentamos 6 cucharadas de agua y disolvemos la gelatina.

Trituramos las fresas con una batidora. Mezclamos las fresas con el queso mascarpone. A continuación, añadimos la gelatina disuelta y para finalizar la nata. Vertemos sobre el molde.

Metemos en la nevera. Dejamos de un día para otro a poder ser, sino como mínimo 4-5 horas.

Una vez que ya esté fría, desmoldamos con cuidado con ayuda de un cuchillo.

Decoración 
Yo usé nata montada con azúcar glass, dándole la forma que veis con manga. También puse una fresa cortada en trocitos por encima, pero es opcional. Como ideas podéis poner virutas de chocolate blanco, coulis de fresa (podéis ver como se hace el coulis aquí)....

Fuente: Con las zarpas en la mesa

La manita de Daniela

Filetes rusos

miércoles, 1 de abril de 2015

Siempre que como filetes rusos me acuerdo de mi infancia, era una comida que solía prepararnos mi madre porque nos gustaban mucho.

Así que la receta de hoy es una receta de mi madre. En este caso en lugar de hacer las patatas incluidas en la receta, como nos los hacía mi madre, los he hecho solos, pero os voy a poner la receta completa.Es de vital importancia que utilicéis una buena salsa de tomate para la receta, yo uso el tomate que fríe mi madre que está buenísimo.


Nos ponemos delantales y ¡ a cocinar!

Ingredientes

500g de carne picada de ternera.
2 huevos.
1 ajo grande.
Perejil.
6 cucharadas de pan rallado, sin contar el pan rallado para empanar.
Pimienta negra molida.
Sal.
2 patatas grandes.
1 pimiento verde.
1 bote de salsa de tomate casero.

Preparación

En primer lugar cortamos las patatas como para tortilla y el pimiento en trocitos pequeños y las freímos en abundante aceite. Una vez fritas, las reservamos sobre un papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.

En una fuente grandecita ponemos la carne picada, le añadimos dos huevos , sal, pimienta, el ajo machacado con perejil  y pan rallado y removemos bien con una cuchara hasta que ligue bien la mezcla, si no liga bien añadimos una cucharada más de pan rallado.

Hacemos los filetes dándoles forma con las dos manos, las pasamos por pan rallado y las freímos en aceite caliente. Reservamos sobre un papel absorbente de cocina, para quitar el exceso de aceite.

En una cacerola añadimos las patatas fritas con los pimientos, la salsa de tomate y los filetes, mezclamos muy bien  y dejamos a fuego bajito 5-7 minutos para que se integren bien los sabores, moviendo para que no se nos peguen.

Y ya tenemos listos nuestros deliciosos filetes rusos.